Acceso Mayores 25 años

Acceso a la Universidad para mayores de 25 años

Aumentan los mayores de 25 que quieren acceder a la universidad

Cada vez son más las personas mayores de 25 años que deciden estudiar en la universidad tras haber pasado unos años trabajando. Algunas de ellas no quisieron estudiar en su día y otras no tuvieron la posibilidad. La tendencia ha aumentado con la crisis económica, que ha dejado a millones de personas en paro con tiempo libre para poder seguir formándose.

Los mayores de 25 años pueden cursar estudios superiores mediante una prueba de acceso a la universidad para mayores de 25. No es necesario que hayan hecho los dos años de Bachillerato o un Grado Superior de Formación Profesional. El único requisito es haber cumplido los 25 años antes del 1 de octubre del año en el que se realice la prueba.

El examen se hace en la universidad elegida por el aspirante, siempre y cuando en la facultad se cursen los estudios que quiere realizar. Las universidades sólo abren un plazo de inscripción por año y sólo realizan una convocatoria anual. Cada facultad puede elegir las fechas, aunque la mayoría suelen realizarlas en abril.

La prueba de acceso está dividida en una fase general y otra fase específica. En la fase general se realiza un comentario de texto, una prueba de lengua castellana y una sobre una lengua extranjera (inglés, francés, portugués, italiano o alemán). En la parte específica se realiza una prueba para valorar las habilidades y aptitudes del aspirante en referencia a la rama escogida. Hay cinco opciones para elegir: artes y humanidades, ciencias, ciencias de la salud, ciencias sociales y jurídicas e ingeniería y arquitectura.

A parte de esta prueba existe una modalidad de acceso específica para los mayores de 40 o 45 años que desean cursar estudios superiores. En este caso los solicitantes no tienen que realizar ninguna prueba; sólo tienen que acreditar una larga experiencia profesional de acuerdo con los estudios solicitados. No obstante, los que no cuentan con una titulación académica ni experiencia laboral sí que deben realizar un examen, compuesto por un comentario de texto y una prueba de lengua castellana. Por último, deben superar una entrevista personal.

Según los datos recogidos por el Instituto Nacional de Estadística, 31.033 personas se presentaron a las pruebas de acceso para mayores de 25 años en 2010, mientras que en 2009 la cifra apenas alcanzaba las 26.138 personas. Así pues, la apuesta por los estudios universitarios va in crescendo, independientemente de la edad de los solicitantes.

acceso universidad mayores

Accede a la Universidad con el curso que se adapta a ti

solicita información sin compromiso